Convierte el agua en una moda

Beneficios hidratarse con agua

Las modas son un concepto que en la propia palabra ya lleva implícito ese componente temporal. Lo que hoy es aceptado, copiado y reinventado por la mayoría, mañana puede caer en el olvido de las grandes masas. ¿Y qué pasa con las modas que no deberían abandonarnos?

La cultura del agua, la dieta y el ejercicio físico es algo por lo que a veces atraviesan las modas. ¿Quién iba a decir años atrás que Barcelona sería una ciudad que potenciaría el uso masivo de la bicicleta como medio de transporte cuando tiene una orografía poco dada a ello? ¿En qué momento se produjo el boom de los gimnasios? ¿Tienen salida los gimnasios 24 horas? ¿Llevamos un botellín de agua siempre encima?

Estas son algunas de las cuestiones que ciertas modas o tendencias han traído a algunas regiones o países en los últimos años y que, de cierta manera, han pasado por etapas cambiantes donde tras un auge inicial se ha entrado en un periodo de maduración o desaparición. Como si del ciclo de vida de un producto se tratara, modas que afectan directamente a la salud de las personas podrían estar en peligro de extinción si no se mantienen y potencian desde la sociedad.

El agua debería ser una moda a la que aferrarnos, pues beber agua en la oficina o en el hogar regularmente nos aportará unos beneficios que afectarán a nuestro rendimiento global. Muchas oficinas disponen ya de dispensador de agua mineral, y si no es así podemos siempre llevar de casa una botella para tener a mano durante las jornadas laborales. Este proceso también ha pasado modas, por ejemplo en la etapa estudiantil, a menudo hemos visto como las mesas se llenaban de botellas de agua mientras se tomaban apuntes de lo que el profesor iba explicando. Este tipo de modas o culturas del bienestar son las que debemos interiorizar.

El trabajo, por otra parte, contempla a menudo el intervalo más peligroso para la salud del día. Por una parte nos olvidamos de acudir al dispensador de agua de la oficina, por otra no siempre llevamos tupper y acabamos acudiendo a un descontrolado menú del día, y finalmente son horas en las que no podemos realizar actividad física (salvo ciertos trabajos orientados a ello) y que nos desgasta para hacerlo tras las horas laborales. Y es que a menudo, trabajo viene acompañado de estrés, y como ya sabemos el estrés es una de las principales fuentes de desequilibrio para la salud mental y física de las personas por todos los efectos directos y colaterales que tiene tanto en el corto como en el largo plazo.

Convertir el agua en moda es una alternativa divertida y saludable, así como convertir la cultura del tupper en moda y competición. ¿Quién de tus amigas lleva el tupper más original y equilibrado a la oficina habitualmente? De aquí puede surgir un constructivo juego que haga equipo entre el departamento y que, además, ayude a cuidar la salud de todos los empleados desde el reto de superación que supone.

Agua del dispensador, tupper equilibrado, salir a hacer deporte tras el trabajo… modas que no deberían ser pasajeras y que debemos interiorizar, cuidar y practicar a diario para mejorar nuestro bienestar y el de quienes nos rodean.

Sin comentarios
Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibe gratis en tu email nuestro recetario de zumos!
x